Si tu también crees que le dieron anillo a todo mundo, esta nota es para ti

*Aparece un nuevo anillo en su feed*

Digamos que la vida se divide en diferentes etapas y así como creces, caminas, hablas, vas a la escuela, te gradúas y trabajas, llega el momento de elegir a la persona con la que pasarás, si no es el resto, una gran parte de tu vida.

Sí, hablo de amor y de esa persona a la que le darás uno de los “sí'” más importantes de tu existencia. No sé ustedes pero desde que tengo memoria, casarme y hacer mi familia ha sido un gran sueño y forma parte de mi to-do-list de vida. En mi caso, aún sigo en la aventura de encontrar a mi compañero de vida y casarme aún no está en mis metas a corto plazo, sin embargo, a veces el mundo me hace sentir que voy tarde a dar ese gran paso.

No quiero sonar dramática con mi última oración pero es que neta, ¿soy yo o a casi TODO mundo le dieron el anillo esta cuarentena? Me meto a Facebook y pum, ¡anillos! Instagram…¡save the date! y así todas las semanas. La verdad es que soy una romántica-cursi y me encanta ver ese tipo de noticias (más si son videos con el mero momento) y aunque no sea candidata de ser invitada a su boda, me gusta felicitar a la nueva familia.

Sin embargo, haciendo profundos focus groups con mis amigas y quitando la ardua investigación que cada save the date requiere, he notado un común denominador, fuera de las mujeres que realmente no les importa en lo absoluto, (ojo, esto no aplica para todas): se sienten presionadas.

Presionadas a encontrar YA a su significant other si son solteras, presionadas a acelerar el proceso de ya-dame-el-anillo si tienen pareja o presionadas por lo cool de su boda si ya tienen anillo. Si alguna vez te sentiste así, dudaste de ti o creíste que esta historia nunca será para ti, lo único que tengo que decirte es: todo está bien, los tiempos de la vida son perfectos.

Muchas veces creemos que porque todo lo de nuestro alrededor vaya a un ritmo diferente al de nuestra existencia, es algo malo y somos nosotros quienes estamos fuera de tiempo. Pero la realidad es que nadie va más rápido o más lento, ni es peor o mejor que los demás, simplemente estás pisando tu camino y la vida te tiene preparados diferentes atajos para llegar a la vida que siempre has soñado.

Así que la próxima vez que vuelvas a sentir FOMO por no ser la siguiente bride-to-be, piénsalo dos veces y acuérdate que nunca sabes toda la magia que te espera en la vida.

Go Viral