La temporada Piscis nos invita a simplemente: fluir
Cultura

La temporada Piscis nos invita a simplemente: fluir

La temporada Piscis comenzó el 18 de febrero y culminará el 20 de marzo. En estas fechas vamos a poder experimentar el inicio de nuevos comienzos o el final de un viaje por lo que esta temporada nos invita a fluir entre las transiciones.

Piscis puede considerarse el más mutable de los doce signos, ya que el agua es intrínsecamente mutable. Durante esta estación del año, nos animamos a ser adaptables y versátiles. Así que antes de contarte más sobre todo lo que nos espera esta temporada vamos a comenzar hablando sobre las personas nacidas bajo este signo.

¿Cómo son las personas Piscis?

Los nacidos bajo el duodécimo signo tienen características únicas, debido a que la temporada piscis trae consigo cambios (y siempre representa transición) las personas nacidas en esta fecha pertenecen al signo más mutable, es decir, ocurre cuando las estaciones están cambiando. En el hemisferio norte, la temporada de Piscis ocurre cuando el invierno se convierte en primavera y todo se derrite, dando paso a una nueva vida.

Como buen signo de agua, los Piscis se comunican a través de la emoción y comparten la empatía a veces hasta niveles que nos son buenos para ellos. Tienen una inclinación hacia las artes, el pensamiento mágico y los reinos espirituales, por lo que no debe sorprenderte si tu amigo piscis parece tener un sexto sentido o una intuición demasiado fuerte.

Lo malo, es que si se deja llevar por sus emociones tiene a ser un poco incrédulo lo que le puede jugar en contra y deberá luchar por mantener los pies en tierra y para dejar de habitar su mente, de vez en cuando.

En el amor, Piscis siempre buscará una conexión mística con su pareja, buscará un compañero para las aventuras y la búsqueda espiritual a lo largo de su vida.

temporada piscis

¿Qué esperar de la temporada piscis?

Mencionamos antes que esta fecha es indispensable ‘renunciar’ a las expectativas y rendirnos a vivir (fluyendo como piscis). Rendirse implica confianza y fe en el futuro, por lo que no te sorprenda si te encuentras sintiendo un gran deseo de crecimiento espiritual y una necesidad de reconectarte contigo mismo.

Entre el 5 y 13 de marzo, la conjunción entre el Sol y Neptuno será la alineación perfecta para invitarnos a mirar hacia adentro y reflexionar cuál es tu siguiente paso y cuál es tu verdadero llamado. Mientras que el 17 de marzo, la luna llena en virgo traerá situaciones a nosotros para encontrar la armonía entre el caos y el orden, entre la estructura y simplemente: fluir.

Explora más en: Instyle.mx