Adiós a Charlie Watts, el baterista con mejor estilo
Breaking

Adiós a Charlie Watts, el baterista con mejor estilo

Quizá el nombre Charlie Watts no sea tan reconocido como Mick Jagger o Keith Richards, pero el baterista de los Rolling Stones fue tan icónico como sus compañeros de banda, solo que lo hizo todo a su manera tranquila… y con un gran estilo.

Supimos la noticia de la muerte de Watts este 24 de agosto. Tenía 80 años y llevaba 58 de esos como parte de uno de los grupos de rock más famosos del mundo. Aparecía constantemente en listas de mejores bateristas, pero también de mejores vestidos y se alejaba del estereotipo de rockstar

5 veces en las que Charlie Watts fue más gentlemen que rockstar

Con su matrimonio de casi 6 décadas

Mientras ya le perdimos la pista a todas las veces que Mick Jagger se ha casado, Watts estuvo con su esposa, Shirley Ann Shepherd, desde inicios de los 60 hasta su muerte. Juntos tuvieron una hija, Seraphina, quien a su vez les dio a su única nieta. 

El músico comentó que en los 80 empezó a tener problemas por su uso de drogas y alcohol, lo que casi le cuesta su familia, pero se recuperó a finales de esa década.

Su visita a la mansión Playboy

En los primeros años de tours, los Rolling Stones eran seguidos por admiradoras y, por supuesto, los invitaban a todo tipo de fiestas, pero era una escena que no le interesaba a Watts.

En su tour de 1972, en una visita a la mansión Playboy, decidió quedarse en el cuarto de juegos de Hugh Hefner en lugar de conocer a las chicas que estaban ahí. Como dijo en el documental acerca de ese tour: “Nunca llené el estereotipo de un rockstar”.

Su estilo súper pulido

Cada integrante de Rolling Stones es, por derecho propio, un style icon, pero el estilo de Charlie Watts es distinto. Lejos de los jeans rotos y las botas, lo suyo eran los trajes de 3 piezas. 

En 2006, Vanity Fair lo incluyó en su Best Dressed List Hall of Fame y en 2012 le contó a GQ sus tips para vestirse como un caballero, que se relacionan mucho con su amor por el jazz y por cómo los grandes del género tocaban en traje completo (aunque Watts sí prefería la comodidad de una camisa de manga corta o t-shirt):

“Tengo un estilo muy tradicional de vestir (…) No me gustan los estilistas (…) Y siempre me sentí fuera de lugar con los Rolling Stones. No como persona, nunca me hicieron sentir así. Solo me refiero a cómo me veía. En las fotos, yo tenía zapatos y ellos tenis. Odio los tenis, hasta cuando son fashion (…) Toma mucho tiempo llegar a este punto en el que entiendes lo que funciona para ti. Así que aunque amo la moda y voy a tiendas regularmente, en dondequiera que esté, la adapto a mí.”

Su colección de libros

Watts tenía varias colecciones. Una, por supuesto, era de sets de batería provenientes de algunos de sus músicos de jazz favoritos.

Pero también era amante de los libros, en especial de autores británicos. Le dijo a The Guardian

“No colecciono libros de anticuarios, sino ediciones firmadas de autores del siglo XX. Tengo todos los libros de Agatha Christie en ediciones paperback. Grahan Greene, los tengo todos. Evelyn Waugh es otro. P.G. Woodehouse: todo lo que escribió”. 

Su lealtad a la banda

Charlie continuó con la banda tour tras tour, a pesar de que, como él mismo admitió a The Guardian, se quería retirar al final de cada uno de ellos. 

“Digo que me voy a retirar al final de cada tour, pero cuando tengo más de dos semanas libres mi esposa pregunta ‘¿no vas a ir a trabajar?’

Explora más en: Instyle.mx