Lo que se debe hacer y no, al mezclar ingredientes en tu skincare

Tal vez hayas decidido que es hora de llevar tu rutina al siguiente nivel con algo más que un simple limpiador, crema humectante y bloqueador, pero primero debes saber si los ingredientes de todas estas cremas, sueros y mascarillas funcionan en armonía.

Bienvenido a la clase de mixología 101 para el cuidado de la piel. Después de elegir fórmulas para su tipo de piel y sus problemas, es importante que todos los productos de su rutina se complementen entre sí para que pueda ver los resultados.

“Mezclar ingredientes sin el conocimiento adecuado de cómo funcionan estos ingredientes y con qué otros ingredientes pueden interactuar no solo será una pérdida de dinero, sino también de tiempo. También puede generar frustración si se ven resultados inferiores a los esperados (o si la piel se irrita) “, dice la Dra. Shari Marchbein, dermatóloga certificada por la junta en la ciudad de Nueva York.

Hemos elaborado una guía completa de lo que se debe y no se debe hacer al mezclar y combinar los ingredientes más populares. Así que ¡toma nota!

Retinol

Uno de los ingredientes para el cuidado de la piel más venerados, también conocida como vitamina A, lo que hace que el retinol sea tan bueno es que promueve la renovación de las células de la piel: ayudar a mejorar la apariencia de líneas finas, arrugas, textura desigual de la piel, manchas oscuras y acné.

Se puede mezclar con: ingredientes humectantes como ácido hialurónico y ceramidas, así como SPF.

Evita: La vitamina C, peróxido de benzoilo y ácidos AHA / BHA. Ya que los ácidos AHA y BHA son exfoliantes, lo que puede resecar la piel y causar más irritación mientras que debido a que la vitamina C protege la piel de los agresores ambientales y el retinol repara y reconstruye la piel, es mejor usarla en momentos opuestos del día.

Vitamina C

“La vitamina C protege la piel del daño oxidativo de los radicales libres y funciona mejor por la mañana”, dice el Dr. Marchbein. Este ingrediente también ilumina la piel e incluso puede aclarar las manchas oscuras.

Se puede mezclar con: Vitamina C con antioxidantes y SPF. Cuando la vitamina C se usa con otros antioxidantes como la vitamina E, puede mejorar los resultados y la eficiencia. Lo mismo ocurre con el uso de vitamina C debajo del protector solar. “Los sueros de vitamina C siempre deben colocarse debajo del protector solar porque se complementan entre sí y protegerán la piel contra el daño de los rayos UV”, explica el Dr. Marchbein.

Evita: vitamina C con retinol.

Peróxido de benzoilo

El peróxido de benzoilo puede ser una adición revolucionaria a su rutina de cuidado de la piel si tiene una piel propensa al acné. ¿La advertencia? Es otro ingrediente secante. “Debido a que los tratamientos para el acné en general pueden causar sequedad e irritación de la piel, combinarlos debe hacerse con precaución y todas las demás partes de la rutina del cuidado de la piel (es decir, limpiadores y humectantes) deben ser extremadamente suaves y ultra hidratantes, respectivamente”. explica el Dr. Marchbein.

Se puede mezclar con: peróxido de benzoilo con ingredientes hidratantes suaves, SPF y antibióticos tópicos. Junto con los ingredientes humectantes que pueden amortiguar los efectos deshidratantes del peróxido de benzoilo, el componente que combate el acné puede usarse junto con tratamientos tópicos recetados como la clindamicina. También se debe usar SPF todos los días.

Evita: peróxido de benzoilo con retinol, tretinoína recetada para el acné con precaución.

Nota original: InStyle.com

Go Viral