Descubrí el wellness spot más zen y cool del momento: Chanel PrivéCortesía de la marca.
Belleza

Descubrí el wellness spot más zen y cool del momento: Chanel Privé

¿En qué lugar puedes salir oliendo a Chanel de pies a cabeza? En Chanel Privé.

Hace poco tuve el honor de visitar el nuevo spot zen de la maison francesa en medio de la CDMX. Llegar a este lugar fue como aterrizar en un oasis de relajación, pues el tráfico en la ciudad ya regresó a la normalidad y el estrés que este provoca no es el mejor.

La locación de Chanel Privé es inmejorable, las paredes de El Palacio de Hierro Polanco te dan una pista de que estás por entrar a un espacio de lujo y sí, es toda una experiencia.

Chanel Privé en CDMX

Chanel Privé solo se encuentra en el Hotel Ritz en París y ahora, en la Ciudad de México. Por eso este nuevo espacio holístico es todo un acontecimiento que debes probar.

Cualquiera que desee relajar mente, cuerpo y alma puede hacerlo en este lugar, no es necesario comprar algo para entrar a las cabinas, solo debes hacer una cita previa (el WhatsApp de atención a cliente es +52 1 55 1656 7987) y elegir entre tratamientos faciales (hay cuatro opciones: revitalizante, reafirmante, iluminador y sublime), corporales o específicos (para mirada, mano y pureza de la piel).

Estos últimos se pueden combinar con los faciales o el tratamiento corporal, en realidad son como un beauty booster. Además, hay la opción de agendar una cita de makeup profesional, una opción perfecta si quieres ir flawless a un evento, pues las expertas de la marca te maquillarán y asesorarán para que te veas espectacular.

L Allure de Chanel

Como mi semana fue estresante y había comenzado a hacer ejercicio, me dolía TODO el cuerpo, por eso decidí probar el tratamiento corporal de nombre L Allure de Chanel. ¿Su duración? dos mágicas horas de un viaje aromático, sensorial y personalizado.

¿A qué me refiero con esto último? Desde que entré a cabina, la experta me hizo preguntas sobre mis emociones, mis necesidades y hasta mis gustos olfativos. Una vez que le expliqué que tenía una debilidad por los aromas frescos, pero también amaderados, me recomendó L Huille Jasmin como estela olfativa para guiar el masaje y sí, acertó.

Finalizada la sesión de preguntas, me dio espacio para cambiarme, me enseñó todas las medidas sanitarias (es importante mencionar que en todo momento usan cubrebocas y careta) y comenzó con el tratamiento.

L Allure de Chanel inició con una exfoliación en seco en todo el cuerpo para retirar células muertas y permitir que los productos aplicados a continuación penetraran mejor. Después, un masaje con técnicas orientales y occidentales me relajó a tal grado que por momentos me quedaba dormida. Despertaba cuando la experta movía lentamente sus manos y me preguntaba si la presión era correcta, siempre estuvo al pendiente.

El paso final y para mií el más increíble, fue cuando me aconsejó el aroma ideal para mi personalidad: Coco Mademoiselle. Siempre he amado esta fragancia y por ello, hidrató mi cuerpo con la crema de esta línea y finalmente, aplicó un poco de hair mist en mi pelo. “Cada paso que des, olerás a Chanel”, finalizó.

Desde entonces, sigo su consejo. Cuando termino de estilizar mi pelo, pongo un poco de Coco Mademoiselle en mi peine, lo cepillo y así llevo el aroma de la maison a donde sea que vaya. Mientras hago este gesto, ya no aguanto las ganas de regresar y probar el resto de los tratamientos de Chanel Privé.

Explora más en: Instyle.mx