Getty

No es novedad que todas las integrantes de la familia Kardashian-Jenner siempre nos sorprenden con cambios radicales de look. Un día podemos verlas con pelo extremadamente largo y al día siguiente con un short bob. Un día pueden ser rubias y al siguiente tener el pelo rosa. Siempre encuentran formas diferentes de sorprendernos.

Esta ocasión Kim Kardashian decidió cambiar de look, y es que se dice que siempre que una mujer hace un cambio en su pelo, significa que también lo hará en su vida. Claro, la llegada de un bebé no es cosa fácil, por lo qué mamá de North y Saint se está preparando de la mejor manera para darle la bienvenida.

Después de meses de ver a la estrella del reality en un pelo XL, finalmente lo cambió por una versión de long bob dejando a un lado las ondas y optando por llevarlo completamente lacio.

Getty

Últimamente los cortes del pelo a la altura de los hombros están en tendencia y aunque van y vienen, Kim Kardashian no podía dejarlo pasar y darle su toque al teñirlo de platinado y hacerlo ver sumamente lacio.

El long bob ya lo habíamos visto en diferentes celebs como Selena Gomez y Kendall Jenner, y en todas sus versiones. Sin embargo, en la mayoría de las ocasiones viene con ondas naturales, ya que también fue un trend bastante fuerte.

Lo que nos sorprendió fue la forma de llevarlo tan lacio y el color, ya que decidió irse al bando de las rubias platinadas.

Kim K ha dejado muy claro que ella no es como las demás, pues gracias a la forma en la que se peina con raya en medio hace que se vea más voluminoso y que las facciones de su cara se vean más definidas gracias al contouring capilar.

Getty

Nos queda claro, que las líneas rectas son las protagonistas del nuevo look de la estrella. Y podría decirse que no es tan nuevo ya que en 2015, durante los premios Grammy, la vimos con el mismo largo sólo que ondulado.

Sabemos que Kim Kardashian es trendsetter, lo cual significa que muy pronto veremos este look replicado ¡y hasta tú vas a querer planchártelo así de bien!.