Platicamos con Daniel Guerrero, vocero de Lala en México, quien nos contó todos los mitos y realidades que existen alrededor de la leche. Sal de la duda y sigue leyendo para descubrir si realmente eres intolerante a la lactosa o no.

¿Es importante consumir leche todos los días?

Al día de hoy, la leche y los productos lácteos forman parte de las recomendaciones alimentarias de la mayor parte de las agencias de salud en los diferentes países en el mundo, y efectivamente, tienen características significativas para la salud. El aporte de calcio y vitamina de alta calidad nutrimental que tiene, es muy importante.

¿Cuál es la diferencia entre la leche de vaca y las vegetales?

Se hablan de éstas como un mejor sustituto, definitivamente no son lo mejor. Un vaso de leche de almendra o de coco tiene desde uno o dos grados de proteína, mientras que uno de leche tiene siete.

leche de almendras

Definitivamente la diferencia es grande, a pesar de que éstas se quieran parecer un poco a la leche original y les hayan agregado calcio, no es tan fácil de aprovechar para el cuerpo que como sucede con la leche de vaca. Puedo sostener que ésta tiene muchos beneficios para la salud regular y que además, hay evidencia científica que vincula que el consumo regular de la leche y sus productos derivados, pueden inclusive reducir el riesgo de enfermedades como la obesidad y sobrepeso, inclusive ciertos tipos de cáncer.

¿Cómo podemos saber si somos intolerantes a la lactosa?

La primera forma de saberlo y la más directa, es visitando a un médico o nutriólogo para hacerte un análisis de laboratorio donde puedas medirlo. La realidad es que como eso tiende a ser más complicado, luego se convierte en un asunto de prueba y error.

Lo que generalmente sucede es que la lactosa, que es el azúcar natural de la leche, en el momento en el que no tiene la suficiente encima para romperla en los dos azúcares más pequeños que la componen y absorberlos, ésta llega al intestino grueso, donde hay millones de microbios en la flora bacteriana viviendo ahí y digamos que se dan un manjar con la lactosa que le está llegando, y a cambio produce ciertos ácidos que son los que dan los síntomas de diarrea, gases, inflamación, ect que se presentan con la intolerancia a la lactosa.

Leer más: Fiebre por las leches

Es así como te puedes dar cuenta si eres intolerante o no, porque al tomar leche, una o dos horas después empiezas a sentir los síntomas mencionado anteriormente, y cuando esto es consistente, es el momento de cambiar a la leche deslactosada.

La leche deslactosada que todos conocemos surge alrededor de hace 20 años, y es una excelente opción para las personas que tienen intolerancia a la lactosa. Lo que identificamos es que hay muchas personas a las cuales no les gusta el sabor dulce que ésta tiene, entonces lo que logramos fue que la leche mantuviera el mismo sabor de la leche regular, pero sin hacerte daño.

Es un producto que puede consumir cualquier persona, al igual que las otras. Si tu no tienes problemas con el sabor dulce de la leche deslactosada y no estás buscando más proteína, puedes seguir consumiendo la leche deslactosada regular, pero si eres de esas personas que el sabor dulce de la leche no les gusta, puedes probar Lala 100 sin lactosa. Al final depende lo que cada quien esté buscando.

LALA100_SINLAC_DESC_1L

¿Es cierto que la leche de vaca engorda?

Otro de los tantos mitos. Hay evidencia de estudios científicos que dicen que si tomas productos lácteos, es menos probable que ganes unos kilitos de más. Inclusive hay personas que se ponen a dieta para bajar de peso y que incluyen lácteos en su alimentación. De pronto dicen que la leche engorda por la asociación que existe con el contenido de grasa que tiene, pero es un tema de perspectiva.

productos lacteos

 

Un vaso de leche entera tiene 7.5 gramos, y si lo comparamos con la densidad de grasa que tiene un tamal, éste tiene 39 grados. En realidad la leche no engorda, y por su composición, puede ayudar a controlar mejor el peso. Si alguien de plano dice que es mucha grasa, la versión semidescremada tiene 4 gramos por vaso y la presentaicón light tiene 2.5, el resto del valor nutrimental de la leche se mantiene. Al final el chiste es que la gente encuentre la mejor alternativa.

En conclusión, no te dejes llevar por todo lo que escuchas o lees sobre la leche de vaca, ésta es necesaria para el cuerpo y existen diferentes versiones las cuales se pueden adaptar a tus necesidades.

Leer más: Descubre cuáles son los beneficios de la leche en el pelo

Leer más: 5 jugos para potencializar tus cremas

Todo lo que necesitas saber sobre moda, belleza y celebs, directo a tu mail. ¡Suscríbete a nuestro newsletter!