Coach

Hace unos meses, Coach Inc. anunció una de las adquisiciones más importantes del año al comprar Kate Spade. En 2015, la empresa había adquirido Stuart Weitzman, conformando así un imperio dentro de la industria de la moda similar a Kering.

Ahora, para representar esa unión de marcas de lujo, los directivos de la matriz, con sede en Nueva York, decidieron cambiar el nombre y pasar de Coach Inc. a Tapestry. Este cambio significativo se anunciará de forma oficial a final de mes.

La ‘inclusión’ que pretende esta nueva asignación, de acuerdo con Victor Luis, CEO, hace referencia a un “momento decisivo en nuestra reinvención corporativa”. La historia de Coach, la firma más poderosa de este corporativo, es fascinante: inició con un taller en Manhattan en 1941 para, 20 años después, construir una casa de alta costura que define el lujo y el estilo de vida que las audiencias buscan actualmente.

Este cambio atiende una búsqueda de mercados más jóvenes y versátiles que inició con la imagen de Selena Gómez para la última colección de Coach.