Metiendo su programa en el horario de mayor audiencia de la televisión en 1993, La Niñera se convirtió en un fahsion icon y hoy, 25 años después, lo sigue siendo. Minifaldas tiro alto con estampas estridentes y estridentes trajes Todd Oldham , la Nana Fine no solo revitalizó la concepción de las niñeras, sino que también llevó un aire fresco y moderno a la televisión del momento.

Protagonizada por la comediante Fran Drescher, ella utilizó su charm, carisma y estilo para hechizar al viudo británico, el Sr. Sheffield, y ser contratada para criar a sus tres niños en una de las zonas más top de Nueva York, el Upper East Side.

Lee: A sus 60 años, La niñera sigue luciendo igual de fabulosa

Hay algunos programas de televisión, como Sex and the City y The Golden Girls, en los cuales el vestuario se convierte en un personaje propio. “The Nanny” indudablemente entra en esa categoría gracias a la brillante diseñadora de vestuario y estilista, quien trabajó durante las primeras cuatro temporadas de las seis totales, Brenda Cooper. Cooper vistió a Drescher con looks de Moschino, Todd Oldham y Thierry Mugler, por nombrar solo algunos grandes nombres presentes en el guardarropas de esta nana. Los looks de Fran Fine caminaban constantemente sobre la delgada línea trazada entre lo mega chic y lo ‘too much’.

Lee: 17 series de los 90s que siempre amaremos

Hoy hay una gran nostalgia de los años 90 y todas las piezas que lucía la Nana Fine vuelven a ser tendencia. El vestuario que llevaba combinaba perfectamente con la audacia del personaje ya que no tenía miedo de expresarse a través de la moda al igual que las mujeres hoy en día.