(Foto: Karwai Tang/WireImage)

En los días previos a este regreso a clases, como cualquier mamá, Kate Middleton se dispuso a hacer las compras necesarias para que sus pequeños Charlotte y George llegaran impecables.

Y como hacen muchas mamás, un día Kate fue a comprarles zapatos nuevos sus niños, que en esta semana comenzaron sus clases.

Lee: Estas son las prendas más copiadas del guardarropa de Kate Middleton

La duquesa fue con ellos a Peter Jones & Partners, la tienda donde también venden el uniforme que George usa en Thomas’s Battersea, su escuela. Ahí también había otros padres de compras y notaron que los pequeños iban en sandalias por el clima de verano y sin calcetines: un “error” si le tienes que comprar zapatos a los niños.

Kate se dio cuenta hasta el último momento pero es práctica y acabó pidiendo unos calcetines prestados a la tienda para que sus niños pudieran medirse los zapatos sin problema, dijo un testigo a la revista Hello.

Lee: El príncipe George podría empezar a tomar clases de ballet este otoño

En este nuevo ciclo no pudimos ver a los niños en su primer día de clases, que además significaba el regreso de Kate a estas actividades, al menos con George, luego de que el año pasado no pudo llevarlo porque recién empezaba su embarazo del bebé Louis y tenía náuseas.

Shutterstock

William y Kate cuidaron mucho la intimidad de sus hijos para que no estén expuestos siempre a los reflectores. Charlotte regresó a Willcocks Nursery School y George a la mencionada Thomas’s Battersea.

A pesar de que se difundió que William y Kate no convocaron a los medios para este inicio de clases, la verdad esperábamos alguna foto que hubiera tomado la propia duquesa como ha hecho en algunas ocasiones pero no ha sucedido, veremos si el fin de semana ella se anima a compartir ese importante momento de sus pequeños.