Getty Images

Kate Middleton y Charlotte tuvieron que entrar a un pub en Londres a causa de una emergencia y no, no fue una de seguridad.

La princesa no aguantaba más las ganas de hacer del baño y su mamá se vio en la necesidad de entrar a un pub -era su única opción-. De acuerdo con Daily Mail, los clientes del lugar dijeron que se les advirtió que no tomaran fotos antes de que la princesa Charlotte entrara de la mano de su madre.

Lee: La noche en la que Kate Middleton fue una princesa de Disney

Un testigo reveló que nadie sabía realmente lo que estaba pasando hasta que uno de los clientes del pub reconoció a la duquesa. Luego, se dieron cuenta que había una Range Rover estacionada afuera con elementos de seguridad.

Getty Images

Por cuestiones de seguridad, Kate y Charlotte no entraron solas al baño del pub, una mujer policía las acompañó en todo momento.

Los lugareños también describieron cómo entraron los oficiales vestidos de civil y revisaron los retretes delante de Charlotte y Kate.

Lee: La princesa Charlotte tuvo un pequeño accidente en la boda de Eugenia de York

El medio asegura que se le pidió al personal del pub que no dieran declaraciones al respecto. Otro cliente del pub dijo: “Estaba camino al pub cuando vi a la duquesa de Cambridge salir de una Range Rover negra que estaba estacionada en una calle lateral. Luego su hija, la princesa Charlotte, salió y caminaron hacia el pub. Un hombre en un traje estaba al lado del coche. No me lo podía creer “.