Foto: Izack Morales

Paulina Goto nació para estar en el escenario. No es casualidad que desde pequeña jugara a disfrazarse, que imitara programas que veía en televisión o que su pasatiempo favorito fuera cantar con su papá mientras él tocaba la guitarra.

Incursionó en la actuación a los 16 años, pero soñó toda su infancia con ello. Así que, al verlo en retrospectiva, con cinco telenovelas, dos películas, un musical y hasta un lipstick con su nombre para MAC Cosmetics, Paulina se da cuenta de que sus deseos de niña se han materializado.

Lee: Paulina Goto creará su propio lipstick de edición limitada con M·A·C Cosmetics

Aunque el público la conoce por su faceta de actriz, ahora ha decidido cambiar de rumbo. Se dedicará enteramente a su proyecto musical para tener una trayectoria como solista. Para ella no es más que un paso natural. “Mi carrera siempre ha estado ligada a la música. La mayoría de mis personajes han requerido cantar. Por ejemplo, con mi primer protagónico en Niña de mi corazón, grabé el soundtrack de la telenovela que fue editado por Sony Music. Después estuve en Miss XV, donde grabé varios sencillos con Warner, pero nada de lo anterior se parece a mi música. Esto es un proyecto independiente y es cien por ciento mío”, dice la regia crecida en Tamaulipas.

¿Qué encuentra en la música que no tuvo en los sets? Ella misma explica que cuando actúa siempre es alguien más, pero con la música puede gozar de su individualidad.

“Por fin es lo que yo quiero cantar, como yo lo quiero decir y mi voz toma importancia. Me gusta pensar que puedo inspirar a otras personas”.

A pesar de que no está segura de que su proyecto musical funcionará como espera, le está apostando a todo porque cuando se trata de trabajar está más que dispuesta. “Estoy involucrada al cien desde la parte creativa, la composición de letras, las melodías, la grabación de los videos y hasta en la producción”.

Foto: Izack Morales

El primer sencillo es “Tú sigue”, tema con el que quiere inspirar a que sus fans mantengan sus metas a pesar de las dificultades que se presenten. Ésta es una lección que aprendió de golpe, cuando dejó su casa en Tampico, con sólo 16 años, para vivir en la Ciudad de México con el objetivo de estudiar actuación, enfrentarse a castings y, en consecuencia, a las críticas.

Lee: Paulina Goto impone su estilo en Coachella

¿Cómo sobrevivió a las críticas en una carrera tan expuesta? Goto tiene la teoría de que practicar gimnasia rítmica durante casi 10 años le ayudó. “Tenía que pararme frente a los jueces y hacer mi rutina, justo como en los castings. El deporte me dio las tablas para aguantar esta profesión”.

Ahora Paulina, con 27 años, tiene casi tres millones de seguidores en Instagram. Supera a la instagramer de moda Pam Allier y a la actriz Camila Sodi. Así que, de entrada, millones de personas serán testigos de su evolución como solista.

Al mismo tiempo, la actriz es consciente de que el público le ha dado una voz en redes sociales. “Sé que muchas personas ven lo que subo y por eso cuido mi contenido, pero siempre soy muy yo. Comparto lo que me identifica y si es algo que no utilizaría, no lo recomiendo”.

Este poder y autenticidad que mantiene es una de las razones por las que MAC Cosmetics la eligió para su nueva campaña: MAC Maker. A través de esta colección, la marca canadiense buscó bloggers de belleza o influencers en distintos países, y aunque ella no es blogger, la compañía no encontró en México alguien que reuniera tantas
cualidades como las de Paulina.

Así, la artista creó un color único. Visitó las oficinas centrales de la marca en Toronto para trasladar su personalidad a un labial, y ahí le pidieron un moodboard en el que, de inmediato, supo que sería en una tonalidad roja.

“No esperaba tanta libertad por parte de MAC, pensé que me orientarían, pero me dejaron experimentar totalmente. Hice como 80 mezclas de tonos en el laboratorio hasta que llegué al rojo que yo buscaba”. El resultado fue un tono rojo sandía, intenso pero muy fresco para aplicarlo a cualquier hora e inspirado en Frida Kahlo.

“Ella nunca cambió su aspecto por el qué dirán, se mantuvo auténtica y siempre usaba muchos colores, con toda la seguridad del mundo, porque amaba sus raíces. Quise expresar ese feeling de fortaleza en un lipstick para todas las mexicanas”. Desde su perspectiva, confiesa, el maquillaje no es algo superficial y, de hecho, es un reflejo de la personalidad que cada chica posee.

Quiero que acabe el estigma de que las mujeres se maquillan para que las admiren, es tan personal como una forma de expresión. Me gusta jugar con el makeup, me pone de buen humor. Claro que también hay días donde no quiero maquillarme y se vale. Sólo rizo mis pestañas, arreglo mis cejas y el labial es mi statement”.

Así como se divierte maquillándose, disfruta la rutina off duty. Cuando viaja, siempre busca algún tipo de crema o mascarilla para usar mientras ve películas en pijama. Además, guarda en el refrigerador sus parches para los ojos. Al preguntarle su mejor tip de belleza, no duda ni un segundo en decir: “¡Dormir y dormir! Para mí el descanso es de las mejores cosas que puedes hacer por ti”.

Lee la entrevista completa en nuestra edición impresa del mes de Octubre. Consigue la versión digital para iOS en este link: http://bit.ly/1yjBlnE , o en Google Play en http://bit.ly/16U1JOu.