Shutterstock / Getty Images

Kim Kardashian y Demi Lovato han agregado una más a su lista de batallas de moda, pero esta vez no se trata de un disfraz de Selena Quintanilla, sino de un outfit de alfombra roja mucho más minimalista.

Los power suits han estado invadiendo los looks de street style alrededor del mundo desde hace ya varias temporadas, pero este otoño vienen más fuertes que nunca. Al grado que las celebs han cambiado los vestidos ajustados y bohemios por elegantes conjuntos de dos piezas con un toque de sexytud: ¡topless!

Uno de los looks más recientes y que también se ha convertido en un clásico de la alfombra roja, es el que llevó Kim Kardashian a la gala Art + Film en Los Ángeles, un tuxedo vintage -negro total- diseñado por Tom Ford para Gucci. 

Neilson Barnard/Getty Images

Dos semanas después, en la alfombra roja de los MTV Europe Music Awards, Demi Lovato decidió sumarse a la tendencia pero ella prefirió un conjunto blanco con print a cuadros, ligeramente más oversized que el de Kim y con un escote mucho más revelador. El conjunto de la cantante está firmado por Styland, y al igual que la estrella de reality, apostó por complementos mínimos pero prefirió un makeup mucho más cargado.

David Fisher/REX/Shutterstock

Pero ellas no son las primeras en dejar el bra en casa y transformar un look masculino en uno súper femenino, Kourtney Kardashian, Gigi Hadid, y Olivia Wilde ya habían caminado por la alfombra roja en ocasiones anteriores con esta fórmula que definitivamente, llegó para quedarse.

Kevork Djansezian/Getty Images
George Pimentel/WireImage
Joanne Davidson/Silverhub/REX/Shutterstock