Ayer Kate Middleton hizo su primer aparición pública desde que anunció que está esperando a su tercer hijo y el resultado no fue para nada lo que esperábamos. La Duquesa asistió a un evento sobre la salud metal, World Mental Health Day, a pesar de que sigue sufriendo de dolores matutinos.

Kate usó un vestido de encaje azul en el que dejaba ver su pequeña baby bump. William y el príncipe Harry la acompañaron en la recepción en el Palacio de Buckingham para celebrar la contribución de quienes apoyan a las personas con problemas mentales alrededor del Reino Unido.

Varios medios de comunicación agradecieron el apoyo de Kate Middleton a través de redes sociales.

Shutterstock

“¡Qué gusto ver a la princesa! ¡Espero que se encuentre en mejores condiciones de salud!”, comentó un fan y otro escribió: “Feliz de ver que Kate se siente mejor y pudo asistir al evento!

Shutterstock

De acuerdo con Hello! Kate Middleton se encuentra mejor de salud y está feliz de poder asistir al evento.

Stephen Fry, presidente de la organización de caridad mental, alabó a la duquesa por asistir a pesar de la lucha contra la hiperemesis gravídica. “Entiendo que ella [Kate] ha estado teniendo este problema muy intenso desde hace mucho y estamos muy agradecidos de que ella esté aquí”.