Estamos seguras que tu perfume favorito es un elemento clave en tu rutina de belleza, el cual te hace sentir feliz y segura de ti misma, ¿cierto? A tal grado que probablemente no te cansarías de olerlo una y otra vez durante todo el día, pero ¿sabes en qué consiste un perfume, de qué está hecho y cuáles son algunas de sus características?

Si tu respuesta fue negativa no te preocupes, pues después de las siguientes líneas tendrás en tus manos la información necesaria sobre tu fragancia.

#1 El tipo de piel influye en la duración del aroma

En las pieles bien hidratadas el aroma perdurará por muchas más horas, en cambio, en las secas se absorberá el aroma antes de tiempo, así que asegúrate de usar una crema humectante si quieres oler increíble durante todo el día.

#2 Puedes mezclar perfumes

Algunas marcas del mundo de la perfumería, como Jo Malone, tienen líneas específicas para mezclar los perfumes y tener un aroma cien por ciento personalizado, así que no lo pienses dos veces y atrévete a experimentar con tus propias creaciones.

#3 ¡Las fragancias tienen caducidad!

Sí, aunque no lo creas también pueden echarse a perder sobre todo si no las mantienes en un lugar adecuado, así que asegúrate de mantenerlas en la sombra y en un espacio libre de humedad. Sigue estos pasos y podrás tener la misma fragancia por más de tres años.

#4 Los perfumes están hechos a base de ingredientes que se dividen en notas…

Las de salida son el aroma que se percibe en el momento de aplicación de la fragancia, de corazón las que perduran en el día y las de fondo son aquellas que se desprenden cuando la fragancia está a punto de desaparecer.

#5 La forma correcta de aplicarlo es sobre la piel

La próxima vez que salgas de la regadera, sécate, aplica la crema y posteriormente rocía el perfume directamente sobre la piel.